Entrevista a Sekiguchi Komei Sensei del 2004 - Cinturón Negro

CN.- Maestro, qué intenta transmitir en occidente, respecto de una disciplina tan tradicional como es el Iaijutsu, cómo se imagina la transmisión en occidente?

Sekiguchi Sensei.- Más que difundir la actividad que hacemos, transmitir el verdadero espíritu que tenía el Samurai, porque es el verdadero espíritu de Japón, quiero transmitir estas cosas al mundo occidental, de esta forma, que la verdadera forma de entenderse entre dos culturas.

CN.- Cómo toma el estudiante occidental esto que usted Maestro intenta transmitir?, es decir, se capta en occidente esto o la búsqueda es otra? El occidental esta abierto a recibir esta transmisión? Cómo ve a los alumnos y a la gente con quienes se relaciona y que van a practicar en occidente?

SS.- Estoy seguro de que ellos entienden lo que les quiero transmitir, porque a través de las técnicas y su enseñanza lo que estoy transmitiendo es la cultura y también la paciencia, cualidades del ser humano, éstas cualidades también estaban dentro de la cultura occidental, por eso estoy convencido de que ellos entienden el objetivo.

CN.- Cómo hereda usted esta tradición?

SS.- Desde niño practiqué varias artes marciales, pero un día me decidí por el Iaijutsu buscando abrevar en las fuentes más antiguas y tradicionales.
El IXX Soke, Kono Kanemitsu, fundó su Dojo, Meibu Kan, donde comencé a practicar.
El XX Soke, Onoue Masamitsu, heredó el Meibu Kan, y más tarde me convertí en el XXI Soke.

CN.- Desde occidente uno tiene la imagen de que Kendo es lo central en Japón, sin embargo, me da la impresión de que debe haber cantidades importantes de escuelas tradicionales de sable que mantienen la tradición, es así?, todas estas escuelas históricas, tradicionales, siguen teniendo relativa fuerza, relativa vigencia en Japón?, hay mucha gente que sigue practicando, transitando ese camino, o es todo Kendo y muy poquito de las escuelas antiguas?

SS.- Al final de la época de Edo, el gobierno de Tokugawa quería difundir Iai para alentar al verdadero espíritu guerrero. En la época Meiji se prohibió la portación de sables, entonces la gente que practicaba estas artes marciales quería conservar el espíritu de sus técnicas. En Kendo no se usan sables, se usa el shinai, especialmente luego de la II Guerra Mundial, el Kendo pasó a la categoría de deporte, pero también había gente que realmente quería conservar sus tradiciones, entonces nació el Iaido, que es una forma moderna de Iaijutsu, una síntesis de los estilos de varias escuelas antiguas, y que básicamente se creó para facilitar al practicante de Kendo la introducción al manejo del sable, para no perder estas tradiciones. Hoy sigue habiendo mucha gente que continúa transitando el camino de las antiguas artes, cultivando sus raíces en sus diferentes aspectos, las “Koryu” (Antiguas
Escuelas) seguimos existiendo.

CN.- Cuáles son las armas que se consideran tradicionales en Japón?

SS.- El arma más tradicional es la Katana, y lo que estamos practicando, Iaijutsu, es el Iai de la antigua región de Tosa que esta reconocido por Nipón Kobudo Kyokai, la organización de máxima autoridad en Japón para reconocer escuelas. Hay 80 escuelas tradicionales reconocidas.

CN.- Me gustaría saber cuál es la filosofía que intenta transmitir respecto de su escuela acá en Argentina y en occidente.

SS.- La filosofía es a través de la amistad, crear un círculo amistoso y transmitir una cultura sin estructuras, que no sea solo esto lo que haya para transmitir.

CN.- Qué lugar considera que tienen las artes marciales japonesas tradicionales hoy?, que pueden aportar lo técnico a la formación, sobre todo, de los más jóvenes?, cuál sería el lugar que deberían ocupar las artes marciales tradicionales japonesas?

SS.- Es como la educación, pero que incluye una etiqueta moral, yo transmito esto y el espíritu samurai mediante los katas. En Iai se maneja la Katana en diferentes posturas. La Katana es el alma del guerrero y a través de Iai podemos pulir el estilo de vida y la propia postura, por lo tanto la meta no es cortar a la gente. Los jóvenes deben ser bien alimentados para que su cuerpo crezca sano, fuerte y robusto, pero también debe alimentarse su mente y su espíritu. El Samurai en el que yo creo, es una persona que puede trabajar mucho más que la gente común y para bien de los demás.
Para llegar a ser del nivel de esa persona hay que esforzarse mucho.

CN.- Hay algún tema que yo no le haya preguntado y sobre el que usted quiera hablar para todos nuestros lectores?

SS.- Normalmente, dentro del ambiente de las artes marciales se dice “Fuerza” o “Fuerza contra Fuerza”, pero yo no creo que el verdadero espíritu esté reflejado en eso. Yo creo que es más la gentileza, el respeto, la amabilidad, ese tipo de cosas son las que quiero transmitir dentro de las artes marciales. Los japoneses dan la impresión de no tener sentido del individualismo, pero el Samurai es distinto, ya que éste presenta una imagen muy solitaria, que sólo piensa y actúa por su cuenta, cumpliendo con sus responsabilidades. Desde que Nitobe Inazou publicó el libro Bushido, que se convirtió en un best seller, dicha palabra tomó fama mundial.

En el extranjero la gente tiene la imagen de que el Bushido es algo muy majestuoso y sagrado, y el Bushi (guerrero) es un ser muy valiente que otorga su vida por los demás. Yo decidí seguir el camino del Bushi. Con este espíritu, salgo a recorrer el mundo. Siento una enorme satisfacción cuando encuentro a otras personas que aceptan mi estilo de vida, e intercambiamos de corazón a corazón.

En el mundo hay gente que tiene más espíritu de Samurai que los mismos japoneses.

El Bushido es un camino. El vivir por otro me hace vivir.

Por último, mi proverbio en el Iaijutsu es:

“Tenmei ni iki, Unmei ni idomi, Shimei ni moyu”

(“Vivir bajo las órdenes del Cielo y desafiar al destino cumpliendo sus órdenes”)

Proximamente la entrevista de Urban Nikkei!!!!!!!
Fuente : Cinturon Negro